Viajando en Clase Turista
Viajando en Clase Turista

PREPARATIVOS

 

Estaba claro que 2018 sería un año repleto de experiencias. Tras nuestros viajes a Turquía en febrero y a China en marzo, teníamos aún otro As guardado bajo la manga para las vacaciones de verano. Estuvimos durante un tiempo dudando en hacer un crucero por las capitales bálticas, pero finalmente lo descartamos y nos centramos en la que fue desde el inicio nuestra idea principal, un road trip por los Países Bajos.

 

Hay que reconocer que calculamos algo mal la evolución de precios de los vuelos y acabamos comprándolos algo más caros de lo que nos hubiera gustado, pero como siempre decimos, el dinero gastado en viajes no se considera gasto sino inversión. Los vuelos cubrían la ruta directa entre Palma, nuestra ciudad natal, y Ámsterdam, estando operados el primero de ellos con Easyjet, siempre impuntual pero más cómoda que otras low cost, y el segundo de ellos con Vueling, con la que últimamente estamos volando mucho, pese a no estar entre nuestras favoritas.

 

El alojamiento en Países Bajos, y sobre todo en Ámsterdam, es de locos. La baja oferta y la elevadísima demanda hacen que los precios se disparen en temporada alta. Tras mucho investigar, y confiando siempre en Booking.com, nuestra página de confianza, decidimos hospedarnos en los siguientes establecimientos: en nuestra primera estadía en Ámsterdam dormiríamos en el XO Inner Hotel, muy cerca de la zona de museos de la ciudad; ya en Volendam, nos hospedaríamos en el Hotel Marinapark, un buen punto de partida para visitar la zona; nuestra casa en Zaanse Schans sería el Hotel Zaandijk, que pese a estar en reformas resultó ser un acierto; a las afueras de Utrech optamos por el Woudschoten Hotel, rodeados de naturaleza; la estrella del viaje fue el pequeño establecimiento de Het Leeuterveld, una casa-granja a las afueras de Giethoorn que nos robó el corazón; y por último, a nuestra vuelta a Ámsterdam, nos hospedaríamos una noche en el Qbic Hotel WTC, que pese a estar bastante alejado del centro está perfectamente comunicado, tanto con Centraal Station como con el Aeropuerto de Schipol.

 

Como es costumbre, nos acompañaría en nuestro viaje la estupenda guías Aguilar Ocio Holanda, que nos ayudaría a organizar de mejor manera nuestros itinerarios y rutas.

 

En cuanto al transporte, recorreríamos Ámsterdam a pie o en tranvía, mientras que para el resto del viaje alquilamos un coche en Budget, ya que al ser miembros Plata de Iberia teníamos una serie de descuentos tanto en las compañías del grupo Avis. El vehículo escogido fue un Kia Picanto, ya que queríamos algo pequeño a sabiendas de que el aparcamiento en Holanda es cosa complicada. La elección tanto de compañía fue todo un acierto y el vehículo respondió perfectamente al tute al que le sometimos.

 

Los Países Bajos, u Holanda, como se le quiera llamar, ofrecen al visitante una gran variedad de destinos y actividades a lo largo y ancho de su geografía. El carácter amable de sus habitantes, las libertades que allí se respiran, lo espectacular de sus paisajes y atractivos turísticos, y su buena red de carreteras y sistema de transporte público, hacen de este país un destino perfecto para el viajero curioso, que encuentra allí un sinfín de experiencias inolvidables de las que puede disfrutar.

 

Gracias por acompañarnos en este gran viaje. Bienvenidos a Holanda!

 

Booking.com

Viajando en clase turista en redes sociales :

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Viajando en clase turista, web de viajes. Contacto: info@viajandoenclaseturista.com Reservado el derecho de imagen, fotografías própias.